Newsletter Semanal equipo bulat

Especial de la Semana

Déficit fiscal, la madre de todas las batallas

El Ministro de Hacienda Nicolás Dujovne presentó recientemente los números de las cuentas públicas nacionales del mes de junio. De manera resumida, los números fiscales arrojaron los siguientes resultados:

Resultados mes de junio, y variación respecto al mismo mes del año pasado

Ingresos Totales: $ 161.650 millones (+24%)

Gasto Primario: $ 218.688 millones (+26%)

Déficit Primario: $ -57.039 millones (+30%)

Intereses: $ 34.813 millones (+22%)

Déficit Financiero: $ -91.852 millones (+27%)

Resultado acumulado a junio, y variación respecto a mismo periodo del año pasado

Ingresos Totales: $ 945.829 (+32%)

Gasto Primario: $ 1.090.116 (+31%)

Déficit Primario: $ -144.286 (28%)

Intereses: $ 111.261 (70%)

Déficit Financiero: $ -255.547 (43%)

Analizando los números del semestre respecto al PBI el rojo primario fue de 1,5%, cuando para esta altura del año estaba presupuestado un rojo de 2% sobre PBI (unos $ 195.000 millones). Con estos números sobre la mesa, el ministro se permitió ser optimista: “La meta del año será cumplida”.

A pesar de esta lectura, que desde la consultora también compartimos, la situación sigue siendo todavía sumamente delicada. Si en lugar de analizar el resultado primario y el financiero sobre PBI lo hiciéramos con respecto a los ingresos que el Estado nacional obtiene, como si fuese una empresa, los números reflejan un escenario todavía muy preocupante.

Con esta metodología, la dinámica del resultado primario se está asimilando a lo ocurrido el año pasado. Acumulados seis meses, el Estado gastó 115,30 pesos por cada 100 de ingresos que obtuvo (el -15,3% observado). Esto implica que hasta el momento el comportamiento del déficit primario sigue sin revertir significativamente la dinámica.

Por otro lado, realizando el mismo ejercicio, pero respecto al resultado financiero (teniendo en cuenta el pago de intereses), el resultado es sensiblemente más desfavorable. Con los números cerrados de junio, el Estado gasto en el semestre un 27% más que los ingresos que obtuvo. En términos empresariales y para decirlo bien simple, de cada $ 100 que ingresaron en el semestre, el Estado tuvo egresos totales por $ 127. Y lo más preocupante, como siempre decimos, no es el número, sino la dinámica, que sigue mostrando que todavía se está haciendo muy difícil revertir esta situación.

Brigada Antibombas

Bien es sabido que el gobierno ha optado por un programa gradual de reducción del déficit fiscal. Es muy relevante poner en contexto histórico dicho escenario, ya que la magnitud del desequilibrio fiscal argentino es desconocido por la gran mayoría, pero tiene consecuencias muy importantes en la vida cotidiana de todos los argentinos.

El Kirchnerismo inició su mandato en el 2003 con un superávit financiero de 2,1% sobre PBI y entregó el gobierno a Cambiemos con más de 7% de déficit. El gráfico habla por si solo y se podría escribir un libro entero al respecto, pero hay que mencionar dos problemas adicionales muy relevantes: el tamaño y su eficiencia.

Por un lado, el peso del Estado consolidado en la economía se incrementó en ese periodo desde casi 30% sobre PBI hasta más del 45%. Este incremento desmedido vino acompañado de una fuerte suba de la presión impositiva que hoy hace muy difícil encontrar rentabilidad en la economía argentina.

En segundo lugar, y para peor, todo este proceso fue acompañado de un notable deterioro de los servicios y las prestaciones públicas. Esto, sumado a todo el entramado de subsidios económicos y sociales, no logró mejorar el entramado social dejando un sector importante de la sociedad con mucha vulnerabilidad económica y social, y muy dependientes del Estado.

Esta realidad es justamente la que lleva al gobierno a realizar un ajuste fiscal muy cuidado, que a veces no logra disminuir el gasto en la medida que sería deseable pero sí produce un cambio en la composición. Al mismo tiempo que se ahorra en subsidios económicos (en el primer semestre cayeron un 5% interanual), se aumenta el gasto en prestaciones sociales y jubilaciones. Estos dos rubros, vitales para sostener al segmento de la sociedad más vulnerable en un contexto de cambio que puede tener consecuencias indeseadas, crecen de forma interanual muy por encima de la inflación, alrededor del 40% en los primeros seis meses del año.

La llave para la verdadera transformación económica y la salida de la decadencia argentina requiere que el gobierno pueda desactivar esta bomba fiscal con mucha prudencia y el timing correcto. El límite entre esta corrección necesaria para el crecimiento de largo plazo y la paz social de corto plazo es demasiado fino.

Relacionadas

¿Qué pasa después de las PASO?

Las PASO resultaron ser un evento fundamental en la economía y política del país. Dado el resultado, para evitar que se deterioren enormemente todas las variables de la economía es indispensable que los principales candidatos hablen, acuerden algunas premisas básicas y las comuniquen. La fenomenal suba del tipo de cambio no es porque Alberto Fernández haya dicho que quería un dólar más alto unos días antes de las elecciones y el mercado quisiera darle el gusto. Más bien diría que es temor a las políticas que pueda implementar. Tampoco es porque algunos extrañarían a Macri y manifiestan así su repudio a Fernández porque eso es tirarse un tiro en el pie. Es simplemente el resultado natural de miles y miles de decisiones ...

Ver Más

No somos ricos, debemos trabajar para serlo

El debate sobre el futuro impregna ambientes diversos. Los líderes globales reflexionan sobre los desafíos de estos tiempos en varios espacios de la academia y la sociedad. La preocupación crece con el cambio climático, la contaminación, las nuevas formas de terrorismo, las políticas sorpresivas de EE.UU. y sus consecuentes impactos en el comercio global. ¿Cuál será el rol de las nuevas potencias como China? ¿Y sobre todo los cambios culturales, sociales y laborales que generan la convergencia de las nuevas tecnologías y las migraciones?

Con esta misma energía podríamos mirar el futuro con esperanza. El desarrollo de las energías renovables hace tender su costo a cero, ya no será una utopía producir en el Sahara o usar el agua desalinizada del mar. La convergencia de biotecnología, robótica, agricultura de precisión...

Ver Más

El fracasado Macri: ¿elección 2019 o guerra entre dos bandos?

El que nace para pito nunca llega a corneta. Mucho se lo viene criticando a este fracasado señor presidente que tenemos. Pero poco se remarcan los logros que a pesar de una fulminante y perversa herencia K ha sido capaz de cosechar en tan sólo tres cortos años. Este fracasado señor presidente, criticado despiadadamente por un perverso y mediocre periodismo de la TV, ese mismo al que nuestro fracasado presidente precisamente le quitó la pauta, consiguió entre otras cosas lo siguiente. Primero, levantó el asfixiante cepo cambiario K que nos cerraba perversamente al mundo. Segundo, recuperamos el INDEC y con él, neutralizamos la siniestra desinformación K. Tercero, del déficit fiscal K estamos ya en equilibrio primario M. Cuarto, logró el equilibrio fiscal de la mayoría de las provincias del país liberándolas de la sistemática dependencia K en defensa del federalismo. Quinto, nos liberó del default K permitiendo nuevamente el acceso a mercados internacionales de financiamiento. Sexto, logró un desarrollo impensado en Vaca Muerta que nos saca de la dependencia energética K y nos abre una formidable puerta de expansión futura y autoabastecimiento en un insumo estratégico. Séptimo, del abandono K nos viene reconstruyendo a base de una obra pública indispensable y honesta, sin sobreprecios y no vista en décadas por su calidad y magnitud....

Ver Más

Ahora los analistas esperan 40% de inflación para 2019

Los clásicos informes privados que recibe el BCRA se caracterizaron en este comienzo de julio por coincidir, en el promedio, en un cambio de tendencia de los indicadores macroeconómicos, en particular en lo que respecta a la perspectiva de inflación y de la variación del dólar.

Ver Más

Las reformas que demandan los inversores argentinos al próximo Gobierno

Una encuesta realizada por la consultora Inversor Global muestra que priorizan una baja de gasto público para generar competitividad

Ver Más

Las ideas, el conocimiento y el crecimiento de la Argentina

Si la generación y asignación de recursos escasos es la tarea de la economía, su distribución es tarea de la política. Política y economía son inescindibles. Las restricciones con las que deben cubrirse todas las necesidades están justamente dadas por los recursos escasos. Tanto para el crecimiento como para la distribución de los ingresos, los primeros escritores distinguían entre capital y trabajo, pero hoy ya es difícil usar esas categorías. El capital no se puede identificar como dinero en un banco o maquinarias y fábricas o hectáreas. El capital es "trabajo cristalizado", el resultado del esfuerzo previo. El capital puede ser humano o físico/financiero, y está condicionado por la "naturaleza" o las condiciones en las que vivimos. El conocimiento define nuestra capacidad para desenvolvernos en esas condiciones. Si acumulamos conocimiento tendremos más capital...

Ver Más