Newsletter Semanal equipo bulat

Análisis Semanal

Ganancias absorberá entre el 14 y el 69% del aguinaldo

Entre el 14 y el 69% del aguinaldo será absorbido en concepto de Impuesto a las Ganancias. Así lo estima un grupo de economistas del Instituto Argentino de Análisis Fiscal.


Esta situación, según el estudio del Instituto, se origina en dos efectos que arrastra la legislación tributaria. El primero se refiere a que "por una parte la mecánica de cálculo de las retenciones del Impuesto a las Ganancias de los empleados en relación de dependencia implica que los mínimos y deducciones anuales computables se periodifiquen proporcionalmente en forma mensual, sin contemplar incremento alguno en los meses en que se perciben remuneraciones extraordinarias como es el caso del Sueldo Anual Complementario, también de horas extras, premios, etc".


Por otro lado, "la falta de actualización de los tramos de escala provoca que se magnifique significativamente este efecto ya que los tramos de escala son tan exiguos que la percepción del SAC provoca en la mayoría de los casos un salto en los tramos de escala en la cual se encuentra el trabajador y en consecuencia un incremento en la tasa efectiva del impuesto que debe tributar".


Ambos factores traerán como consecuencia una retención de entre el 14 y el 69%, es decir una suba significativa de la transferencia mensual en concepto de Impuesto a las Ganancias. Por este motivo, el bolsillo de los trabajadores sufrirá una disminución significativa que no aporta a la equidad tributaria.


Por otro lado, el especialista de BDO, Alberto Mastandrea expuso en El Inversor con Tomás Bulat que “básicamente el Impuesto a las Ganancias hoy divide tres escalones: están los que cobran por debajo de los $15.000 y que no están grabados por el impuesto, aquellos que cobran más de $15.000 hasta $25.000 y los que cobran más de $25.000”. Además, para poder calcular qué deducciones corresponden se debe observar el promedio de lo ganado hasta agosto de 2013.


​Por otro lado, Mastandrea recalcó  que lo que establece la norma es que la retención por el cobro del aguinaldo no sea toda en el mismo mes, sino que se vaya descontando hasta el último mes del año. Además agregó que “el problema que se puede tener es que, con el cobro del aguinaldo, se esté muy cerca del límite del próximo escalón del Impuesto”.