Newsletter Semanal equipo bulat

Opinión

Sin oleaje "blue": Axel Kicillof nombra a una surfista en el BCRA

El mercado “blue” navega por aguas tranquilas.Lejos han quedado los miedos de octubre pasado cuando el dólar paralelo rozó los $16.  En lo que va de 2015, el blue cayó de $14 a $12,6. Ha pasado a segundo plano en las noticias económicas.

El Banco Central tuvo un rol importante en que esto suceda. Igualmente Kicillof no se relaja, parece que quiere estar preparado para cuando la “mareajada” blue vuelva. En los últimos días ha nombrado como Directora del BCRA aBárbara Domatto Conti. Una joven estudiante de Actuaria en Economía. Que destaca en su currículum que “practica surf”.Sí, es así, una surfista en el directorio del BCRA.

Los nombramientos masivos de personal sin idoneidad, sin experiencia, ni título profesionalen organismos del Estado se han transformado en una constante esos meses.

Vayamos a los números. ¿Por qué se estabilizó el “blue”?

Hay varios factores que permitieron mantener la estabilidad.En primer lugar, el dólar oficial “quieto” con una depreciación promedio de 1% mensual, permitió frenar las expectativas devaluatorias.

Asimismo, el Gobierno inyecta por la ventanilla de “dólar ahorro”casi 500 millones de dólares mensuales. Esta oferta extrade dólares en el mercado paralelo  le permite “planchar”el precio.

Ahora, veamos el lado de la demanda, para comprar dólares es necesario tener pesos. Por eso quiero recordar una frase del economista Luis Secco “la escasez de dólares es relativa a la abundancia de pesos”. 

Por ello, el “Dólar Cobertura”(base monetaria/reservas) es una buena aproximación para verificar lo anterior. Ya que muestra cuantos pesos hay circulado en la economía por cada dólar que hay en las reservas internacionales.El “Dólar Cobertura” viene disminuyendo, en diciembre el ratio era de $14,7 y hoy se encuentra en $13,8. Principalmente por el aumento en las reservas internacionales. Las colocaciones de deuda de Bonar24 y de YPF significaron un ingreso 3.000 millones de dólares al BCRA. Adicionalmente, la activación de swap chino (por 4.800 millones de dólares)  y el ingreso de agro-dólares han sido claves para robustecer las reservas. Por otro lado, el BCRA absorbió  pesos  porvía de las colocaciones de Lebacs (por  30.300 millones de pesos) y bonos del Gobierno Nacional (15.000 millones de pesos)


Por último, la expectativa de unificación cambiaria en 2016 juega a favor de una baja en la brecha cambiaria. Existe una percepción del mercado que gane quien gane las elecciones presidenciales. El próximo equipo económico con política de shock o de manera más gradual ira hacia una unificación cambiaria. Esta expectativa descomprime las tensiones cambiarias e incentiva a la pesificación de los portafolios.

No todo es color de rosa


Las medidas que en el corto plazo le dan estabilidad al “blue”, no son gratuitas. El dólar quieto con una inflación de 28% últimos 12 meses agudiza el atraso cambiario y “pulveriza” a las exportaciones. Que cayeron 16% en lo que va de 2015.Es muy grave la situación de las economías regionales.

Las operaciones de “dólar ahorro” sumaran  6.000 millones de dólares en el año. El gobierno para reponer esos dólares, se ha endeudado a un tasa de 9% anual a 10 años. Pero luego los vende a $10,7 ¿tiene sentido rematar dólares a ese precio cuando luego faltan dólares para la producción?

Asimismo, la cuestión fiscal no va a tener correcciones en medio de un año electoral. Los números de la recaudación de Abril muestran que la recaudación tributaria crece al 21,5% interanual. Mientras que el gasto público en el primer bimestre crece a una tasa de 37%. El déficit fiscal puede llegar 6% del PBI este año. El BCRA ya no puede financiar este agujero fiscal con emisión, sin tener efectos sobre precios y en las expectativas devaluatorias. Serán necesarias nuevas colocaciones de deuda en dólares y pesos, para cubrir el déficit fiscal.En el primer cuatrimestre del año aun con endeudamiento, que permite moderar la política monetaria, la base monetariacrece al 32% interanual.Y todavía falta el segundo semestre, en el cual la actividad tracciona menos y las necesidades de financiamiento se incrementan.

En resumen, estamos en una calma “blue” que en gran parte es  posible por la vuelta al endeudamiento.No hay ni habrá correcciones fiscales ni cambiarias en lo que resta del año.  El vicio de la política es tener un beneficio de corto plazo, patear la resoluciónde los problemas y sus costos para más adelante.

En 2016 no será momento para “surfear” olas. Sino que necesitamos de un “capitán del barco”: capacitado, entrenado, con experiencia, que marque el rumbo y que no le tiemble el pulso para tomar las decisiones que sean necesarias para volver a crecer.


(*) Economista (UNLP). Miembro de CESUR.

Relacionadas

Volvemos a mirar el dólar blue

En las tres semanas siguientes a las PASO hubo pánico entre los ahorristas. Los que tenían pesos, buscaron dólares y los que ya tenían divisas en los bancos fueron a por sus billetes. El siguiente gráfico ilustra la corrida a la perfección.  Concomitantemente cayeron las reservas del Banco Central por ese doble juego; primero porque luego de la crisis del 2001, por razones prudenciales, el 50% de los depósitos en dólares de los privados se encajan en las reservas del BCRA y entonces cuando salen esos depósitos caen las reservas, pero en segundo lugar porque durante las primeras tres semanas post paso la entidad vendió 2.028 millones en sus diarias intervenciones para evitar que el tipo de cambio vuele. Como explicamos la semana pasada, esta dinámica resultaba insostenible en un escenario en el que desapareció el crédito de corto plazo para el Tesoro, porque si sumábamos a esa presión sobre las reservas, la necesidad de devolver 7000 millones de dólares de Letes, desembocábamos en un 6 de febrero del 89, en el que el BCRA se quedó sin reservas y tuvo que anunciar que liberaba el mercado de cambios; la hiperinflación estaba a la vuelta de la esquina. Se optó entonces por el mal menor; el control de cambios.

Ver Más

Los 4 factores que llevaron al Gobierno a intensificar el control de cambios para las empresas

El clima de incertidumbre en la plaza financiera no cesó hasta última hora del viernes, pese a las medidas tomadas por el Gobierno hasta ese momento.  Es por ello que la evaluación de la semana llevó al ministro de Hacienda, Hernán Lacunza, y al presidente del Banco Central, Guido Sandleris, a recomendar a Mauricio Macri a reforzar el control de cambios, con el DNU 609 que con carácter de emergencia se publicó hace unas horas en el Boletín Oficial, en la que establece en su artículo 2 distinguir la situación de las personas humanas de la de las personas jurídicas.  Adicionalmente, fuentes del Central anticiparon que la reglamentación del DNU 609 especificará para el caso de las personas humanas...

Ver Más

¿Es posible una nueva política monetaria y cambiaria?

¿Que cambie el presidente del Banco Central (BCRA) implica que se modifican la política monetaria y cambiaria? La reforma de la Carta Orgánica en 2012 agregó varias responsabilidades a la ya difícil tarea de proteger el valor de la moneda y la salud del sistema financiero. Lamentablemente no agregó nuevos instrumentos, por lo cual lo que el presidente del BCRA puede hacer es limitado.

Es extremadamente difícil mantener un cierto equilibrio entre nivel de reservas, tipo de cambio, tasa de interés y regulación del sistema financiero. Esta complejidad nos debe hacer definir: ¿es imprescindible establecer un objetivo como prioritario y los demás se subordinan a ese? ¿O se va intentando tener alternativamente distintos objetivos sin privilegiar a ninguno? ¿Cómo dar previsibilidad a algunas variables sin generar una "timba"?

Ver Más

Quién es Guido Sandleris, el nuevo presidente del BCRA

Reemplazó a Luis "Toto" Caputo. "El objetivo principal del Banco Central es reducir la inflación. Trabajaremos para recuperar la estabilidad y previsibilidad de precios", fue lo que prometió al asumir. Profesor, hincha de Boca y fanático de la NBA: Cómo piensa...

Ver Más

Pago en cuota con tarjetas de créditos: podría haber hasta un 120% de interés

En medio de la crisis cambiaria, el Banco Central de la República Argentina dispuso una suba en la tasa de referencia que impacta directamente en el costo financiero total de las compras con crédito.

Ver Más

¿Qué falló y qué podemos mejorar?

Los resultados abreviados del experimento monetarista por sí solos. La idea de esta nota es tratar de entender porqué fracasó el experimento de política económica llevado adelante por la cúpula del BCRA recientemente descabezada. No se pretende hacer leña del árbol caído porque desde los primeros meses alertamos que era un árbol muy mal implantado. La idea es contribuir a no repetir errores y evitar, en diez años, estar chocando con la misma piedra.

Los resultados abreviados del experimento monetarista por sí solos.

-Una devaluación del dólar cercana al 200%.

-Un esquema de metas de inflación que se cambió cuatro veces en dos años y finalmente debió ser abandonado.

-La desregulación cambiaria y de flujos de capitales que nos priva de un instrumento regulatorio crucial y generó una masa especulativa en el mercado de capitales (MAE). De esa masa especulativa de corto pazo partió la corrida “inesperada” de mayo.

-Potenciar el carry-trade para “alquilar” caro la suba de reservas; entre otras cosas.

Ver Más

Columnista