Newsletter Semanal equipo bulat

Opinión

Fernando Gonzalez

Vidal, alineada pero también preparada

Un fantasma recorre las entrañas del Círculo Rojo. Y es saber quién es el candidato más seguro para derrotar a Cristina Kirchner. Hasta el final del año pasado no había ninguna duda porque Mauricio Macri parecía emerger intacto de la devaluación que casi lo malogra entre mayo y septiembre. Las encuestas lo mostraban complicado en la primera vuelta pero seguro triunfador en el ballotage. El problema fue que esa seguridad comenzó a tambalear en el verano de este año. La inestabilidad del dólar, la persistencia de la inflación y la profundidad insondable de la caída de la imagen presidencial hicieron que muchos empresarios y consultores comenzaran a observar, cada vez con mayor atención, a María Eugenia Vidal. La gobernadora no sólo es la dirigente con mejor imagen de la Argentina. Vidal es la evolución perfecta del fenómeno político de la última década llamado PRO. No es millonaria; no es accionista de ninguna compañía off shore y ninguno de sus familiares le pagó coimas al kirchnerismo. Esas tres características son las que la diferencian de Macri y probablemente justifiquen los diez puntos de diferencia casi permanentes que le saca en todas las encuestas de imagen. Tiene más carisma que Horacio Rodríguez Larreta, menos fracasos en la espalda que los gobernadores radicales y no genera el tipo de escándalos políticos como el que acaba de incinerar a Elisa Carrió en la campaña cordobesa. Por eso, el martes unos cuatrocientos empresarios llenaron un par de salones del Hotel Alvear para escuchar a Vidal. Querían ver en persona a esa mujer que podría llegar a convertirse en la última opción ante Cristina si el plan de Macri para acomodar los precios y ...

ver más

Gerardo González

¿Esto es innovar?

La tecnología es éticamente o socialmente neutral y puede ser usada de dos formas: para brindar un beneficios a la sociedad o para perjudicarla. Así, un celular puede ser utilizado para llamar ante una emergencia médica o bien para realizar un secuestro virtual. Cuando una señal de TV abierta como Canal 9 opta por brindar el servicio de Closed Caption (CC - subtítulos ocultos) para integrar a miles de personas con problemas de audición lo hace -o por lo menos debería hacerlo- con un único objetivo: ofrecer un servicio, en este caso, de accesibilidad para las personas sordas, hipoacúsicas o con algún grado de pérdida de audición. Para cumplir con los estándares internacionales y que realmente sea un servicio de calidad que beneficie a su audiencia, se debe contrata a una compañía para realizar dicha producción. Claro que si es la más confiable del mercado, mucho mejor. Más que nada por la calidad del servicio, ya que la transcripción del contenido audiovisual debe ser literal, tratar de transcribir en casi su totalidad lo que se está diciendo en el programa de TV para que la persona sorda pueda comprender el mensaje. La gramática, las expresiones, afirmaciones, preguntas, exclamaciones, signos de puntuación y hasta la ortografía. Todo debe estar de manera correcta. Porque si no el lenguaje se distorsiona, se pierde calidad y finalmente el televidente no ve el beneficio del sistema. No todo vale. Los acentos son importantes, tanto como saber diferenciar una C de una Z o una G de una J. Sin embargo, con tal de innovar muchas veces se cometen errores. Ya lo vimos con Facebook, sus robot y la producción y propagación de Fake News (noticias falsas). 

ver más

Especial de la Semana

Análisis Semanal